A partir de hoy, me es grato incluir para ustedes las notas y consejos que nos irá brindando Mónica Arias, desde Buenos Aires, Argentina.

Mónica es Experta en Comunicación de Excelencia, Neuro-psico-educadora y Coach de Ventas de productos de Lujo y Premium. Apasionada por la comunicación y el arte en general, así como por las joyas de alta gama en particular. Mónica ha desarrollado su carrera corporativa en diferentes compañías de lujo y Premium internacionales y hoy tiene su propia Consultora en Comunicación de Excelencia para la comunidad de habla hispana y los angloparlantes.

Les dejo con ella y su primera entrega, un artículo que resume su filosofía y pasión, con claridad nos brinda algunos consejos para ofrecer joyas con impacto emocional. Espero que les guste, y como siempre, siéntanse libres de realizar un comentario o consulta al final del mismo. Mónica responderá con mucho gusto todas sus inquietudes. Muchas gracias!

Emocionar con Joyas: una tentación irresistible  – 1

emocionar con joyas - Mónica AriasHoy quiero hablarles de una pasión. No podría expresar con la limitación del lenguaje las múltiples aristas de belleza y seducción que las joyas nos imprimen a quienes somos sus amantes perennes. Porque más allá de toda historia y simbolismo, las joyas nos acercan su misterio: son el resultado de la imaginación del hombre junto a la creación de la madre tierra, una dupla que encierra tantas claves imposibles de descifrar.

Quienes conocemos de cerca el arte, en su dimensión y poder unificador universal, sabemos que una joya nos enaltece, porque la atamos al alma, indefectiblemente, como atamos un amor, un poema, un libro, un cuadro.

Si sumamos a esta maravillosa locura de amarlas, el hecho de que a muchos de nosotros nos fascina ofrecerlas y contarles a otros – los clientes –  sus infinitas cualidades que las convierten en tentaciones irresistibles, entonces, además, no podremos evitar incluir las emociones y el reino de la fantasía cuando de venderlas se trata.

El primer gran secreto sería: “Emocionar” cuando estamos frente a un cliente que busca una joya. Aprender a vender con emociones es agregar un alto valor a la comunicación con el cliente. Y no importa ya cuál sea el estilo de confección, características o diseño de la pieza. Si no atamos en forma invisible el deseo de obtenerla a un acorde emocional, estaremos perdiendo una preciosa oportunidad de valernos de la magia en mutuo beneficio: nuestro y del cliente. Podremos lograr cerrar una venta de esta forma si contamos no solo con la energía de la apreciación por lo que estamos ofreciendo – conocimiento del producto – sino, con la habilidad de lograr sintonía con nuestro interlocutor – el cliente.

Para emocionar, nada mejor que recurrir a la fantasía: generar un deseo de obtenerla es transportar a quien se la está probando a un lugar de placer, elegancia y misterio, tal vez de lujo y sofisticación, pero en todo caso, y con toda seguridad, de gran alegría por llevarla consigo. Siempre.

La fantasía se estimula con palabras y frases que llevan al cliente a un mundo que no es de este mundo, sino más personal, sublime y único.

En breve, les contaré más sobre el exquisito arte de comunicar con excelencia, y les iré contando algunos secretos para aprender a vender joyas finas apelando a las emociones, responsables de nuestra calidad de comunicación, y por ende, de nuestra calidad de vida.

Hasta entonces, que tengan Uds una vida fantástica!

Mónica M. Arias

Coach y Consultora bilingüe en Comunicación de Excelencia

www.monicaarias.com.ar

5.0
02

Fran Castmay

Como diseñador de joyas, contar historias y representar emociones creando joyas personalizadas, se ha convertido en mi nuevo medio de expresión. ¿Te atreves a vivir una experiencia conmigo? Cuéntame tu historia, juntos la crearemos… empezamos?

Deja un comentario

Cerrar menú