Garantía Fran Castmay

En artículos anteriores abordé un tema que a todos nos ha resultado novedoso e infinitamente interesante, «Los Mensajes del Agua«. Una investigación llevada a cabo por el Dr. Masaru Emoto, demostró la capacidad del agua de responder a estímulos.

Tal pareciera que el agua es sensible a palabras, canciones, y cuerpos a las cuales el hombre también es sensible o reacciona ya sea de manera positiva o negativa. En cada uno de los experimentos, las moléculas de agua reaccionaban formando patrones susceptibles de ver mediante microscopio. Ante estímulos bellos en los cuales se usaban palabras emotivas como amor, corazón, alma y gracias, las estructuras cristalinas eran claras, bonitas, pasivas. Por el contrario, la música del genero heavy metal y vocablos ofensivos afectaban las moléculas de agua, los patrones resultaban caóticos y perturbadores.

Reflexión a raíz de una investigación

Esta investigación nos hace reflexionar por partida doble. En primer lugar hemos de pensar que tanto componentes bióticos como componentes abióticos que conforman el medio ambiente tienen energía, solo que en un objeto inanimado es una energía estática. Este descubrimiento científico nos dice de manera diplomática, que sería ingenuo pensar que solo siente aquello que se mueve y respira.

Por otra parte nos hace pensar: ¿realmente conocemos el alcance de las palabras? La comunicación oral es el principal medio de comunicación del hombre, para el cual utiliza el lenguaje. Cuando decimos algo (también sucede cuando llevamos a cabo determinado acto) estamos enviando determinado mensaje a nuestro alrededor y este a corto, mediano o largo plazo responderá, así como lo hace el agua, (recordemos que el cuerpo humano se compone de un 70% de agua) enviándonos mensajes de vuelta mediante determinadas estructuras cristalinas una vez que las estimulamos.

Una actitud positiva: imán para la buena suerte

Muchas personas solo viven quejándose y maldiciendo su poca fortuna sin darse cuenta que es esa la actitud que no le permite romper con esa desventura. Una posición negativa y quejica solo agudiza una mala situación, y no solo eso, sino que atraerá constantemente nuevas crisis. Al enviar toda esa vibra oscura y negativa a tu alrededor, éste devolverá cosas de igual naturaleza.

Es necesario que pese a las diferentes características y maneras de ser, cada persona desarrolle para sí mismo y para el beneficio de los que le rodean, un pensamiento magnetizador positivo. ¿Qué quiero decir con ello?, que debemos pensar con la actitud adecuada, y esta actitud sin duda alguna, actuará de forma positiva y los resultados de nuestros objetivos así lo demostrarán.

Espero que este artículo haya sido de tu agrado, y más aún, te sirva para adoptar una buena actitud ante la vida, y por lo tanto lleguen a ti muchas cosas buenas. Un saludo y espero atentamente tus comentarios en red.

Fran Castmay

Como diseñador de joyas, contar historias y representar emociones creando joyas personalizadas, se ha convertido en mi nuevo medio de expresión. ¿Te atreves a vivir una experiencia conmigo? Cuéntame tu historia, juntos la crearemos… empezamos?

Esta entrada tiene 2 comentarios

  1. María Inés Piras

    Gracias Fran por este artículo! después del anterior a este, estuve buscando y leí sobre Masaru Emoto. En uno de los que leí, decía «sus controvertidas afirmaciones, etc. » Lo que vino a mi mente es el mensaje que no solo nosotros por medio de la palabra, como dice Emoto, el agua reacciona, sino también como reaccionamos nosotros ante el agua. Como al ver agua cristalina del mar, un lago, o de un simple grifo, nos trasmite serenidad, y cambia nuestro estado de ánimo. Como así lo hace el agua estancada (pensé en el Riachuelo,contaminado a mil). Me gusta mucho el lenguaje de la naturaleza, que siempre es más que positivo. Gracias Fran por hacerme conocer a Masaru Emoto.

    1. Fran Castmay

      Hola María!
      Me alegra que te guste el tema tanto como a mi!
      Interesante tu reflexión. Sin duda, el lenguaje que usamos nosotros mismos, posiblemente repercuta en nuestras acciones más de lo que imaginamos!

      Gracias a ti María por seguir ahí cada semana!
      Saludos desde España!

Deja una respuesta